Un saco de canicas (Joseph Joffo)

un-saco-de-canicas

Posibles spoilers a continuación:

Joseph y su hermano mayor Maurice juegan a las canicas en el París ocupado por los nazis. Su padre regenta una peluquería a la que un día un nazi va a cortarse el pelo sin saber que es una peluquería judía (puesto que Joseph y Maurice se sientan tapando el letrero en el que se informa de esto) y los niños lo encuentran divertido. No encontrarán nada divertido cuando les cosieron una estrella en la ropa y en el colegio les dieron una paliza por ser judíos sin entender ellos lo que significa eso.

Finalmente sus padres deciden que es momento de huir pero no lo harán todos juntos, pues llamaría la atención y sería más peligroso. Así que le dan cinco mil francos a sus dos hijos y les dicen que se vayan y les dan instrucciones de reunirse con sus hermanos mayores Henri y Albert que viven en Menton. Sus padres viajarán más tarde y volverán a estar todos juntos de nuevo.

Y con un morral cada uno (necesitaba usar esta palabra que tantas veces se menciona en el libro) allá que van a tomar un tren y a arreglárselas solos con doce y diez años respectivamente.

A partir de ahí van de un lado para otro para ponerse a salvo, creciendo deprisa y ganándose la vida por su cuenta y escondiéndose para que no les encuentren los nazis. Y poco más.

El libro no me ha parecido nada entretenido, hacía muchísimo tiempo que no me encontraba con un libro que me costase tanto de leer y eso que solo son doscientas y poco páginas. Cierto es que está escrito bajo el punto de vista de un niño que no entiende muy bien lo que pasa a su alrededor y que al parecer es autobiográfico y esas cosas las vivió su autor. Pero a mí me ha aburrido soberanamente.

Que vaya la suerte que tienen los dos niños, les detiene la Gestapo y consiguen que les dejen en libertad, gracias a que un médico y un cura les ayudan. Si no llego a saber que son recuerdos del propio Joseph, me pienso que es todo inventado, pues no sé lo que contaba no me sonaba real.

Además muchas veces me ha costado enterarme de lo que pasaba por la manera de escribir de este hombre y por lo aburrido que me resultaba…

No sé, no es un libro que vaya a recordar dentro de un tiempo ni que me vaya a cambiar la vida ni nada y además la forma de escribir del autor no me ha gustado en absoluto.

No sé si se aprecia… ¡Escritores del mundo, dejad de hacer esos diálogos! Los puntos suspensivos se pueden narrar. No sé si soy la única persona del mundo que se enfada cuando ve este tipo de cosas en los libros. Mucho más si añadimos que este libro lo tiene que haber revisado alguien antes de dar el visto bueno para ser publicado…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: